La Numerología es una práctica adivinatoria muy poderosa y efectiva como la lectura de cartas del tarot y la tirada de runas. El cálculo de Numerología se basa en un conjunto de creencias o tradiciones que pretende establecer una relación mística entre los números, los seres vivos y las fuerzas físicas o espirituales.

Como todos los demás números que aparecen en el Cuadro Numerológico personal, el día del natalicio tiene importancia porque este código también imprime sus características a la personalidad. Si este número aparece muy repetido en otras partes del Cuadro, el Natalicio lo refuerza aún más, y si falta, suple en parte esta carencia.

En el año 530 a. C. el filósofo griego Pitágoras desarrolló en forma metódica una relación entre los planetas y su “vibración numérica”. Le denominó “la música de las esferas”. Mediante su método de Numerología descubrió que las palabras tienen un sonido que vibra en consonancia con la frecuencia de los números como una faceta más de la armonía del universo y las leyes de la naturaleza.

La aparición de los números en nuestra vida tienen un significado profundo y todos ellos son portadores de un gran poder para leer el futuro.

Al calcular la Numerología se dice que los números son uno de los conceptos humanos más perfectos y elevados. Según los expertos que la practican, la Numerología es la disciplina que pretende investigar los secretos mejor guardados de ese código y enseñan a utilizar los números en su beneficio, por medio del estudio de su influencia sobre personas, animales, cosas y eventos.

Calcular la numerología a través del estudio de lo que dicen los astros, es como realizar una carta astral con la lectura de cartas del Tarot. La numerología astral se basa en que los números del 1 al 9 tienen características positivas y negativas que aportan a la persona que los lleva de nacimiento, los nombres, apellidos y la firma que usa en sus actividades diarias.

Los planetas de nuestro sistema solar, incluido el Sol y la Luna, así como otros puntos, que no están considerados planetas pero que son de vital importancia para una correcta interpretación. Estos puntos son: Quirón, Nodos Lunares, Luna Negra y Parte de la Fortuna. Lo que marca la división de las casas en el momento del nacimiento es el Ascendente. El Ascendente muestra nuestra personalidad y marca el comienzo de la Casa 1. Aunque los signos están asociados con una casa en concreta, la carta natal puede tener el ascendente en cualquiera de los doce signos.

Calcular la numerología a través de la astrología de la carta natal representa lo que somos, ya que los números revelan el mapa de cada individuo que determina su forma de ser y manifestarse en el mundo y en la vida. La numerología astral se realiza con la fecha completa de nacimiento.

Numerología China

El cálculo de la numerología china, otorga a los números unos significados muy diferentes del resto de escuelas que intentan descifrar el camino a seguir a través de los mensajes ocultos que esconden para nosotros la fecha de nuestro natalicio. El calendario chino se basa en el año del nacimiento, que define tu número Kua y te proporciona las orientaciones que te benefician y perjudican para tu bienestar.

Al calcular la numerología hay que tener en cuenta que el estudio de una sola área del cuadro Numerológico no deberá ser nunca concluyente ni definitivo. Cada una de ellas nos indica una parte del todo y sólo el estudio global realizado por un gabinete de expertos profesionales será el que nos permita y autorice a dar una opinión definitiva.

El cálculo de la numerología es efectivo porque nos informa de los porcentajes que nos dominan en los planos de nuestra vida: mental, emocional, intuitivo, artístico, científico, físico y económico. Según el porcentaje de cada uno de estos planos nos indica que aptitudes poseemos para determinados trabajos o profesiones y, según los casos, las ocupaciones que no deberíamos desarrollar al no estar capacitados para ellas. Actuando en consecuencia de leer el futuro a través de los números, podremos estar en armonía con nuestro temperamento.

De esta forma, al calcular la numerología de una persona, un experto numerólogo descubre todas las características positivas y negativas que sus números le aportan, y si existen bloqueos, problemas de personalidad, inseguridades, depresiones, conflictos emocionales, agresividad, o incapacidad para lograr los objetivos.

Numerología Espiritual

La numerología espiritual es, según los expertos, uno de los lenguajes que nuestro Yo interior utiliza para comunicarse con nosotros e indicarnos el camino correcto por que debemos continuar para alcanzar el éxito. Cuando se trata de mensajes interpretados por los números que conforman nuestra vida, nada es por casualidad.

La importancia de calcular la Numerología radica en el valor cuantitativo del número. A cada número se le asocia un concepto arquetípico de nuestros valores terrenales. En la numerología espiritual no existen números mejores que otros, todos tienen una finalidad y una importancia en algún momento de nuestras vidas, o bien definen una situación o una circunstancia tanto feliz como penosa pero también definen la actitud en consecuencia. Los caminos son muchos, la clave consiste en encontrar la vía adecuada descifrando los mensajes ocultos que esconden los números.

La numerología espiritual, al igual que la lectura de las cartas del tarot también nos da una clave que nos permite tener una idea general de la tendencia que seguirá el año que nos interesa, para que podamos organizar nuestra vida de manera que siguiendo la corriente vibratoria, actuemos en consecuencia.

Calcular la Numerología no aclara detalles como indicar la cantidad de dinero que vamos a recibir, o a perder, la fisonomía, profesión o color de la persona que nos abandonará o pasará a formar parte de nuestra vida, etc., se basa en revelar que el rumbo general que tomarán los asuntos de la vida que nos conciernen. Sabremos así cuándo debemos mostrarnos receptivos y dispuestos a aceptar los cambios que nos traigan el ciclo, cuándo debemos arriesgarnos y aprovechar todas las oportunidades que se nos presenten, cuándo debemos frenar nuestros impulsos y cuándo debemos esperar el momento preciso. Nos servirá también para armarnos de paciencia si nos encontramos en un ciclo negativo. Sabiendo la duración del mismo, evitaremos la frustración y desesperanza que nos invadirían de lo contrario.